La automotriz líder en conducción eléctrica, Tesla, se encuentra en proceso de compra de una empresa alemana de baterías que actualmente es proveedora de BMW y Mercedes-Benz. Se trata de ATW Assembly & Test – Europe GmbH.

Desde hace algunos años, Tesla se ha dedicado a la compra de empresas de ingeniería y fabricación de vehículos para reforzar sus avances en modelos de conducción modernos y sustentables. Algunas son Hibar Systems y Compass Automation.

La empresa adquirida se dedica a la construcción de líneas de montaje para la fabricación de baterías y transmisiones, generalmente trabajaba de la mano de empresas alemanas como BMW y Daimler.

Según rumores, la empresa enfrentaba una crisis financiera y estaba al borde del quiebre, hasta que Tesla decidió adquirirla con sus 210 empleados.

La sede de ATW está ubicada en Neuwied, Alemania, a una hora de las oficinas de  Tesla Grohmann Automation en Prüm,  donde se fabrica el mayor número de baterías.

ATS, la empresa matriz de ATW, confirmó que tenía un acuerdo condicional con Tesla para vender la empresa, pero aún no se ha concretado la venta. Sin embargo, varios informes alemanes parecen confirmar que la adquisición se llevó a cabo.

Fuente: Electrek