En Noruega comenzaron a operar taxis acuáticos que funcionan con energía eléctrica y se conducen de manera autónoma, este es el revolucionario invento del cual todos hablan en este país de Europa del Norte. El responsable de este increíble invento es la startup Zeabuz

Se trata de botes que ofrecen servicios de transporte público en Noruega al transitar en vías de agua. Se espera que el vehículo revolucione el transporte público del país, al mismo tiempo en que contribuye a la lucha contra el cambio climático.

Zeabuz ya anunció que trabaja en un ferry autónomo con la capacidad de trasladar hasta 12 pasajeros. Esperan poder presentarlo en 2021.

Estos taxis llaman la atención por ser pequeños, con cero emisiones y con la novedad de que los usuarios pueden llamarlos con solo apretar un botón en un teléfono.

Las investigaciones para este tipo de soluciones de transporte autónomo, sustentable e inteligente sobre agua comenzaron en la Universidad Noruega de Ciencia y Tecnología en 2018, por parte de miembros de Zeabuz junto con investigadores especializados.

Los vehículos fueron desarrollados para cubrir con la necesidad de viajar en las vías fluviales del país. En Noruega hay asentamientos a lo largo de sus costas, por lo que los viajes en barco son comunes.

La propuesta de Zeabuz pretende revolucionar los sistemas de movilidad sobre agua, con un altísimo sentido de responsabilidad ambiental.

La empresa aseguró a la prensa local que cumple con todos los estándares y controles de seguridad de las autoridades. Su tecnología autónoma se logra a partir de sensores para detectar cuerpos sólidos en el área y evadirlos hasta llegar al destino.

La startup espera “revitalizar” las vías fluviales urbanas para reducir la congestión, las emisiones, la contaminación acústica y los atascos de tráfico en las ciudades, al tiempo que mejorará la salud pública. Los transbordadores se conectarán e integrarán con la infraestructura de transporte público terrestre existente para brindar a las personas opciones más sostenibles para ir de A a B”.

Ya inició venta de unidades a diferentes alcaldías del país. Zeabuz expresó sus intenciones de llevar este invento fuera de sus fronteras para comercializarlo en otras ciudades del mundo con vías navegables como Nueva York, Sydney, Estambul, Londres, Amsterdam y Hong Kong.

Fuente: Lonely Planet / Zeabus