La demanda de motocicletas creció significativamente durante la pandemia, pues fueron el principal vehículo para repartidores, tanto en México, como en el resto del mundo.

Cuando dos socios notaron que muy pocas personas pueden acceder a un financiamiento para motos, se les ocurrió la idea de un negocio, que hoy se conoce como Ozon.

Daniel Otero, cofundador de Ozon, en entrevista con Forbes, dijo: “Somos la única empresa que da financiamiento sobre motos usadas”.

Kavak viene aplicando este modelo de negocio, de compra y venta de autos de segunda mano, mediante la rapidez de una plataforma digital.

En el caso de Ozon, aseguraron que se dedican a arreglar las motos que les llegan para que posteriormente puedan ser comercializadas en su plataforma.

Desde agosto de 2021, Ozon opera en Colombia y México. A pesar de que los fundadores son colombianos, las operaciones de la empresa se concentran en un 90% dentro de México.

“Nos dimos cuenta de que el mercado era más atractivo en México, ya que es un mercado mucho más grande que el de Colombia y los temas regulatorios son mejores”, comentó Otero.

Con el apoyo de grupos inversionistas como Angel Ventures, Magma Partners, Bridge Partners, K50 Ventures, Adalberto Flores, de Kueski, y José Velez, de Bold, la startup levantó 4 millones de dólares en enero.

Dentro los planes de la empresa, la prioritaria es expandirse a otras ciudades del país, fuera de la Ciudad de México, como Guadalajara, Jalisco, y Monterrey, Nuevo León.

Fuente: Forbes