Cada vez estamos más cercano a un futuro donde los autos sean más automatizados, conectados y modernos, la información se convertirá en el “nuevo petróleo”. En este sentido, la potencia informática se coloca como con el nuevo indicador a priorizar dentro de la industria.

NVIDIA, Qualcomm y Mobileye de Intel cuentan con una empresa conjunta llamada Big Three, que se dedica a la fabricación de chips y proporcionan desempeño en funciones digitales para los vehículos.

¿La carrera tecnológica es real? Sí, las empresas del sector están muy interesadas en posicionarse en esta materia y prueba de ello es, durante el CES 2022, empresas como GM, Ford, Honda, ZEEKR de Geely y JIDU anunciaron asociaciones para abordar necesidades del sector.

Más recientemente, BMW Group, Qualcomm y Arriver anunciaron una cooperación estratégica a largo plazo para desarrollar conjuntamente la próxima generación de sistemas de conducción automatizados utilizando la pila AD actual de BMW con los productos Vision Perception y NCAP Drive Policy de Arriver.

En el caso específico de la conducción autónoma, las características en temas de innovación tecnológica son aún más exigentes porque requieren más potencia informática para procesar más datos de más sensores.

Uno de los principales anuncios que surgieron de CES 2022 fue la expansión de una asociación en curso entre NVIDIA y la empresa de tecnología de camiones autónomos TuSimple para diseñar y desarrollar un controlador de dominio autónomo (ADC) avanzado diseñado específicamente para las aplicaciones de camiones autónomos de nivel 4 de TuSimple.

NVIDIA fue uno de los primeros inversores en TuSimple. NVIDIA GPU Ventures formó parte de un grupo de inversores que invirtió más de 20 millones de dólares en TuSimple en 2017. A lo largo de los años, TuSimple ha utilizado GPU NVIDIA, DRIVE PX 2, Jetson TX2, CUDA, TensorRT y cuDNN para desarrollar su conducción autónoma.