En su búsqueda de liderar el sector de la conducción autónoma en el mundo, la automotriz Bosch compró Five, la startup líder en Europa en este campo.

La compañía ahora se encuentra desarrollando mejores soluciones para dominar el mercado en seis sedes dentro del Reino Unido, con aproximadamente 140 asociados trabajando de manera ardua con un mismo objetivo: perfeccionar el sistema de conducción autónoma y que sea 100% segura.

A pesar de que otras empresas grandes estaban interesadas en adquirir Five, esta prefirió aceptar la propuesta de Bosch. “Las dos empresas comparten una visión común de la conducción automatizada y de los sistemas seguros de conducción automatizada. Los acuerdos con Five se firmaron a principios de abril. Se ha acordado que los detalles financieros no serán revelados. La adquisición aún está sujeta a la aprobación de las autoridades antimonopolio”.

“La conducción automatizada está configurada para hacer que el tráfico por carretera sea más seguro. Queremos que Five dé un impulso adicional a nuestro trabajo en el desarrollo de software para una conducción automatizada segura y ofrezca a nuestros clientes tecnología de fabricación europea”, dice el Dr. Markus Heyn, miembro de la junta directiva de Bosch y presidente del sector comercial Mobility Solutions.

“La escala importa en la construcción de tecnología de conducción automatizada. Bosch es un líder mundial en tecnologías de asistencia a la conducción, con tecnologías centrales y grandes lagos de datos que serán esenciales para llevar al mercado sistemas seguros de conducción autónoma. Estamos emocionados de que Five se convierta en parte del jugador SAE Nivel 4 más poderoso de Europa y sea parte del éxito futuro de Bosch”, dice Stan Boland, CEO de Five.

¿Cómo Five ha avanzado tan rápido en materia de conducción autónoma?

Desde 2016, la startup ha desarrollado procedimientos de simulación que les ha permitido crecer de manera rápida en cuanto al desempeño de su software e inteligencia artificial.

Actualmente, Five se enfoca en su plataforma de desarrollo y prueba basada en la nube para el software utilizado en los automóviles autónomos.

De esta manera, los ingenieros de la startup pueden realizar pruebas del software antes de implementarla formalmente, así como actualizarla de manera continua. La plataforma puede analizar datos reales de una flota de vehículos de prueba, crear escenarios de prueba avanzados y crear un entorno de simulación que permita evaluar y validar el comportamiento del sistema a hiperescala.

Fuente: Bosch